Guerra de las 100 Horas

Share

La guerra de las cien horas o guerra del fútbol fue un conflicto que ocurrió del 14 al 18 de julio de 1969. El Salvador y Honduras fueron los actores de este suceso.

El origen del nombre se debe a que coincidió con el encuentro futbolístico entre El Salvador y Honduras de las eliminatorias del mundial de 1970. El Salvador clasificó. Se popularizó el nombre de “Guerra del fútbol” debido al término que le dio el reportero Ryszard Kapuscinski.

Lo que los llevó al conflicto

Ambos países tenían ciertas diferencias debido a la migración de campesino salvadoreños a tierras hondureñas. Para ese momento existía una sobrepoblación en el estado salvadoreño y ocasionó que estos buscaran oportunidades fuera de sus fronteras.

Honduras contaba con las oportunidades y la extensión territorial ideal para albergar a campesinos dispuestos a trabajar. Justo para esa fecha, Honduras decidió hacer una redistribución de las propiedades a sus campesinos desterrando por completo a salvadoreños que habían habitado durante años esas tierras.

Los salvadoreños fueron perseguidos y expulsados. Campesinos comenzaron a retornar a El Salvador. Adicional a esos sucesos, en 1967 fueron capturados 45 soldados salvadoreños que se dirigían en dos camiones cargados de armas para apoyar el movimiento contrario al presidente de Honduras, Osvaldo López Arellano.

El momento de la guerra

Un pelotón del ejército hondureño ametralló a las tropas que protegían la frontera de “El Poy” en Chalatenango. En respuesta al ataque, el ejército salvadoreño respondió con un bombardeo al aeropuerto de Toncontin en Tegucigalpa. Con esta acción inmovilizaron el 80% de la flora aérea.

Luego de eso, el ejército de El Salvador avanzó en tierras hondureñas con más tropas y mejor equipo. Invadieron Nuevo Ocotepeque y se adentraron 8 kilómetros más allá de la frontera para la tarde del 15 de julio casi logrando llegar a Tegucigalpa.

Ese mismo día las tropas de Honduras lanzaron una contraofensiva sin éxito, pero lograron interrumpir los suministros y logística del enemigo.

El resultado del conflicto

Un promedio de 4 mil y 6 mil personas murieron. Alrededor de 15 mil resultaron heridas entre civiles y militares. Entre 60 mil y 130 mil salvadoreños indocumentados fueron obligados a salir de Honduras.

La situación social que se generó luego de las deportaciones fue difícil ya que se tuvo que buscar alternativas para la reinserción económica sin lograr dar satisfacción a todos. Este escenario aumentó la presión social que desencadenaría la guerra que viviría El Salvador posteriormente.

El resultado de los partidos

El 6 de junio de 1969 Honduras derrotó uno a cero a El Salvador. Luego se enfrentaron en San Salvador y El Salvador salió victorioso al ganar tres a cero. Esto los obligó a un nuevo enfrentamiento para un desempate.
El 27 de junio de 1969 se jugó el partido para el desempate en México y El Salvador ganó tres a dos. Esto le adjudicó la clasificación al su primer mundial.

El fin de la guerra

El 18 de julio la Organización de Estados Americanos (OEA) negoció un alto al fuego que entró en vigor el 20 de julio. Con esto se dio por finalizada la guerra de las 100 horas. El Salvador pidió que ya no se persiguieran a los salvadoreños residentes en Honduras, pero la OEA salir de territorio hondureño.

Ambas naciones firmaron el Tratado General de Paz en Lima, Perú, el 30 de octubre de 1980. El conflicto fronterizo se resolvería en la Corte Internacional de Justicia. Como resultado de la resolución se le dio el control fronterizo de 450 kilómetros cuadrados conocidos como Los Bolsones a Honduras y pasó a formar parte de su territorio en 1992.

También te puede interesar:

Símbolos patrios de El Salvador
Independencia de El Salvador
Maximiliano Hernandez Martinez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *