Alberto Masferrer (Biografía)

Share

Vicente Alberto Masferrer Mónico nació el 24 de julio de 1968 en Tecapa (actual municipio de Alegría), departamento de Usulután. Sus padres fueron Leonor Mónico y el español Enrique Masferrer. Sus inicios fueron desafortunados. Su padre se negó a reconocerlo como su hijo. Posteriormente, consideró su decisión y le dio su apellido.

Sus Inicios

Inició sus estudios en la escuela de Jucuapa. A los 10 años de edad fue transferido al colegio fundado por Agustine Charvin, pedagoga de origen francés. Tras resistirse a cumplir un castigo impuesto por su padre, es enviado a Guatemala.

Masferrer rechaza la custodia de su progenitor y decide vivir de manera independiente. Viajó entre Guatemala, Honduras y Nicaragua aprendiendo diferentes oficios para poder ganarse la vida. Su gusto por la lectura y su gran dedicación lo inclinó por la docencia.

Su Carrera Docente

Inició su carrera en el departamento nicaragüense de Rivas. Luego fue enviado a la isla de Ometepec y posteriormente asumió como director en la escuela de varones. En 1885 decide viajar a Costa Rica y en 1886 vuelve a El Salvador.

Regresó a la escuela que le dio sus primeras enseñanzas, fungió como director del centro educativo de Jucuapa. En 1890 se convirtió en el sub director del centro escolar de Sensuntepeque y archivero en la Contaduría Mayor en San Salvador.

Dos años más tarde se encargaría de dirigir el Diario Oficial. El Instituto Nacional le dio el cargo de secretario en 1900, pero abandonó el puesto un año después cuando fue nombrado cónsul de El Salvador en Buenos Aires, Argentina.

Su Carrera Diplomática y Periodística

Este cargo marcaría un precedente en su carrera diplomática que lo llevó a estar al frente de los consulados salvadoreños en Santiago de Chile en 1902; San José Costa Rica en 1907 y Amberes, Bélgica en 1910.

En la conferencia de la Haya realizada en 1912 estuvo presente como delegado de El Salvador. Fue colaborador en el Segundo Congreso Científico realizado en la ciudad de Washington en 1915. Se destacó como asesor del Ministerio de Instrucción Pública y fue director del instituto Ixeles para 1916.

Paralelo a su labor como docente y su incursión en cargos diplomáticos, se convirtió en un excelente periodista y escritor. Entre 1928 y 1930 fundó y dirigió el periódico Patria en El Salvador. Su principal compromiso era evidenciar las injusticias que se cometían y denunciaba esos actos con gran ahínco.

Aportó sus conocimientos y análisis a revista nacionales e internacionales. Fue colaborador para los periódicos El Chileno y El Mercurio, de Santiago de Chile; redactó para La Reforma, Los obreros unidos, La República de Centroamérica, Biografía Cinentífico_Literarioa, El Simiente, Actualidades, por mencionar algunos.

Sus Aportes

Su postura siempre fue firme y con un compromiso por luchar de manera pacífica. En 1930 apoyó como director de la campaña política del ingeniero Arturo Araujo que se postulaba para la presidencia. En ese mismo año fue electo diputado y se mantuvo al margen de las posturas del presidente Araujo.

Con la llegada del general Maximiliano Hernández Martínez a la presidencia, Masferrer procuró contener la violencia que estaba en auge para ese momento. Con el levantamiento campesino de 1932, se vio obligado a buscar el exilio en Honduras.

Ese mismo año, un paro cardiaco acabaría con la vida del autor de “Dinero maldito”. Siempre tuvo complicaciones de salud como accidentes cardiovasculares y severas neumonías que lo obligaban a estar postrado en una silla de ruedas.

El escritor y licenciado en Letras Carlos Cañas Dinarte asegura en su obra “Diccionario de autoras y autores de El Salvador”, que Alberto Masferrer falleció la noche del domingo 4 de septiembre de 1932.

También te puede interesar:
Poetas y Escritores de El Salvador

325 visitas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *